jueves, 27 de noviembre de 2014

Empieza la mañana

Llegar al cole por la mañana no siempre es fácil, a veces tenemos sueño, otras estamos un poco disgustados o temerosos porque el día anterior no tuvimos un buen día... por eso  es muy importante llegar a la fila y empezar la mañana con la tranquilidad necesaria, en esos primeros momentos los peques entran y van dejando la bolsa de la merienda y  el juguete que algunos traen de casa; a estas alturas de curso ya no hacemos el cambio de ropa de forma individualizada, ellos solitos, y casi sin ayuda, van dejando el abrigo y poniendo el mandilón, como fuimos aprendiendo a abrocharnos los botones ahora lo hacemos de forma cooperativa, por parejas van haciendo aquello de "ojal con botón" y cuando todos y todas están superguapos abrimos el día de la semana  para saber que jornada vamos a tener. Ya estamos listos para pasar a la segunda parte de las rutinas: cantar la canción de buenos días, nombrar el encargado del día que tendrá que saludar a todos individualmente, poner el día que hace, buscamos su nombre y la inicial en la pizarra magnética,  y por último pasamos lista a ver quien vino al cole y contamos cuántos no pudieron venir, después en la pizarra escribimos el nombre del encargado, dibujamos su carita y nos aventuramos con la grafía de la inicial. Estas son la rutinas d ela primea hora de la mañana, pero también tenemos, a lo largo de la jornada, momentos para el baño, aseo, merienda, trabajo individual y en grupos, juego, relajación. 
 Los hábitos y las rutinas aportan al niño un mecanismo muy importante de 
constancia y regularidad, por esto son imprescindibles dentro del proceso educativo, y además son momentos de aprendizaje, desarrollando a través de ellas contenidos cognitivos, afectivos, sociales y de lenguaje.
Os dejo nuestra canción de "Buenos días" y algunas fotos de esos momentos diarios. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario